Salmón marinado

05 diciembre 2017

El salmón marinado es muy fácil de hacer y su sabor es buenísimo.

Preparar el salmón marinado en realidad es cuestión de muy pocos minutos aunque tenga que estar muchas horas en reposo.


Salmón marinado

Para las comidas o cenas que prepares en casa, el salmón marinado es el entrante ideal. Ahora que se acercan las fiestas de Navidad te invito a preparar este plato tan exquisito.




Aunque haya que dejar el salmón reposar en la nevera 48 horas y después otras 48 en el congelador (para prevenir el Anisakis), la preparación del salmón marinado es cuestión de unos 5 minutos tan solo. 
Es un plato perfecto si tienes invitados porque puedes prepararlo días, semanas o incluso algún mes antes y el día que tengas gente en casa lo sacas a descongelar, lo laminas y listo para servir. Es un plato perfecto para servir en las comidas o cenas de las fiestas de Navidad.

Ahora te dejo el vídeo de la receta y, si te gusta, te puedes suscribir a mi canal de Youtube haciendo click en el botón rojo que aparece debajo. También te dejo los ingredientes y la receta escritos.







Vídeo





Ingredientes

  • 2 trozos de lomo de salmón
  • El mismo peso de salmón que de sal
  • El mismo peso de salmón que de azúcar
  • Eneldo






Preparación

  1. Pedimos al pescadero que nos quite las espinas del salmón y en casa revisamos bien si quedó alguna y la quitamos ayudándonos de unas pinzas.
  2. Mezclamos bien la sal y el azúcar en un bol y para asegurarnos que queda bien mezclada podemos añadir primero la mitad de sal y de azúcar, mezclarlo y después añadir el resto y volver a mezclar.
  3. Ponemos la mitad de la mezcla anterior en una fuente donde nos entren los lomos de salmón y encima de ella, con la piel hacia abajo, colocamos el pescado. Echamos eneldo por encima de los lomos y los cubrimos completamente con el resto de mezcla de sal y azúcar. 
  4. Tapamos la fuente con film transparente, le ponemos un peso por encima (por ejemplo unos cartones de leche) y dejamos que repose en la nevera 48 horas
  5. Pasado el tiempo lo sacamos, limpiamos bien el lomo bajo el grifo, lo secamos, lo envolvemos en film transparente y lo congelamos durante un mínimo de 48 horas (para no correr peligro con el Anisakis) y un máximo de 3 meses.
  6. Cuando se vaya a consumir se saca del congelador, se deja que descongele y se lamina muy finamente con un cuchillo afilado.
  7. Se sirve frío.


Quizás también te interese:




Puedes hacerte miembro de mi grupo de facebook 'Recetas de cocina con y sin Thermomix. Amigos de Saltando la dieta' y subir a él cualquier receta que hagáis de las que tengo subidas al blog. ¡También podéis compartir vuestras propias recetas!

Redes sociales:








Si te gusta, o crees que la entrada será útil para tus amigos o contactos compártela. ¡Gracias!

1 comentario:

  1. Sólo tengo una duda ¿podemos congelar previamente el salmón y después marinarlo? Supongo que al alterar el orden no cambia el resultado ¿no? ¡Besos mil!

    ResponderEliminar